Bernie: el perro más noble del mundo

Bernie

Animal Aware es un refugio ubicado en Sumpango, Sacatepéquez, en donde hay albergados más de 300 perros y 70 gatos.  Entre esos 300 perros estaba mi querido Bernardo.

Mi familia y yo queríamos adoptar por primera vez a un perrito para que le hiciera compañía a Piti, de quien les conté con anterioridad.  Un día un entrenador le mostró a mi mamá una foto de un perro que estaba en Animal Aware, quien se miraba de tamaño mediano.  Preguntamos por él para adoptarlo, pero nos dijeron que no estaba en adopción porque era demasiado asustadizo y tímido.  Mi mamá insistió en adoptarlo y el entrenador empezó a darle una especie de terapia para que Bernardo pudiera relacionarse con las personas.  Él nació en el refugio y durante ocho años vivió dentro de un espacio bastante reducido, pues no era el único perrito necesitado, creció en este espacio junto a su mamá y a sus demás hermanos, en total siete perros más.  No sabemos la raza de Bernardo, pero el veterinario indica que probablemente es un Galgo o por lo menos tiene de Galgo.  En esos ocho años en el refugio a él se le formó un carácter con mucho miedo, timidez y desconfianza a pesar de no haber recibido maltrato, solamente por la falta de amor cercano.

Bernardo mejoró con su terapia y por fin nos dieron el “sí” para adoptarlo.  Lo trajo el entrenador desde Sumpango hasta su nuevo hogar, luego de ocho años de estar en una jaula, Bernardo finalmente tendría una casa propia.  Lo recibimos mi mamá y yo, y cuando lo vimos bajarse del carro nos dimos cuenta de que era un perro enorme, no mediano como se miraba en las fotos.  Sin dudar, lo recibimos con el corazón abierto y mucha emoción. Bernardo venía con muchísimo miedo, pero desde ese día que conoció a mi mamá supo que sería su mamá también.  Cuando recién había llegado, era muy temeroso y siempre estaba a la defensiva, sin ser violento, solo asustado.  Bernardo no podía ni siquiera dormir tranquilo, se dormía parado o sentado.  Desde que vino, no se le despega a mi mamá.  En ella encontró el amor verdadero y a pesar de que todos en mi casa lo amamos, mi mamá y el comparten un amor inexplicable.

Les comparto que cuando mi mamá sale de mi casa, Bernie se queda en el clóset de mis papás, en donde está el olor de mi mamá, y sale de ahí hasta que ella regresa.  La espera ansiosamente y cuando la mira ya no se separa de ella.

Luego de tres años de tener a Bernie, él ha mejorado, cada vez tiene más confianza y menos miedo.  Él es el perro más noble que yo he conocido.  Nunca ha lastimado a nadie, es muy bien portado y en sus ojos se puede ver lo agradecido que está de tener un hogar en donde lo amamos.  Y a ti te están esperando todos los demás perritos que quedaron en el refugio o que viven en las calles, para que les abras las puertas de tu hogar.  ADOPTA NO COMPRES.

Tagged , , , , , , . Bookmark the permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *